Proceso PMI P3B Orión 6-P-56 – Incomprensible; lleva un año de paralización total

3
2951

Por Marcelo R. Cimino

En unas pocas semanas se cumplirá un año desde la orden emitida por el Ministerio de Defensa, de congelar los trabajos llevados adelante en el proceso PMI (Planned Maintenance Interval) aplicado, en principio, al ejemplar P-3B Orión 6-P-56 (P-3B TACNAVMOD “Super Bee”) perteneciente a la Escuadrilla Aeronaval de Exploración EA6E.

A mediados de Julio de 2018, la PMI llevada a cabo por Fábrica Argentina de Aviones “Brig. San Martin” con supervisión de la portuguesa OGMA, se encontraba completada en un 72%, es decir a poco tiempo de completarse. Lamentablemente, el Ministerio de Defensa argentino emitió la orden rescindir el contrato con OGMA y “congelar” el Programa de Mantenimiento hasta Marzo de 2019.

Cabe recordar que a inicios de Julio de 2016, los nuevos procedimientos de control surgidos de la PMI llevada a cabo en Córdoba, se detectó una grieta en una toma de ala (Toma 53) del único P-3B operativo de la ARA (6-P-53), motivo por el cual la aeronave tuvo que quedar en tierra. Obligando a cambiar el MAIN FITTING del patrullero.

Uno de los motivos esgrimidos para NO continuar con la PMI del P-3B Orión 6-P-56, fue la falta de fondos y desavenencias con OGMA. A esta altura, cabe aclarar, que FAdeA NO puede tocar el avión, puesto que la complejidad de las tareas requieren como mandatorio (bajo el reporte SLAP, emitido por Lockheed Martin), requiere según el fabricante, de la homologación para ejecutar tareas del proceso PMI sea por supervisión de LM o parte de una empresa autorizada por LM. Condición que OGMA hoy no cumple.

Apenas pasadas unas semanas de congelar el proceso PMI del P3B 6-P-56, el ministro de defensa Oscar Aguad en ocasión de encabezar el acto por el día de la Fuerza Aérea Argentina en la Escuela de Aviación Militar (viernes 10 de agosto de 2018), expresó:

«Este aniversario de la Fuerza Aérea nos encuentra en plena etapa de redefiniciones con las Fuerzas Armadas debido al cambio en las tecnologías, que significan amenazas diferentes, como el narcotráfico, y nos imponen el cuidado de los recursos naturales, del ciberespacio y del Atlántico, a las que nuestros efectivos deben adecuarse”. (¿?)

De manera recurrente, el poder político se muestra sentado en una platea, donde lo sustancial es una suerte de narrativa de los hechos y el señalamiento de los cursos a seguir, evadiendo de manera sistemática su responsabilidad a la hora de la gestión.
Para el desprevenido recordar, que el Estado Argentino por ley 22.445 aprobó el Convenio Internacional sobre Búsqueda y Salvamento Marítimos, adoptado en Hamburgo, el 27 de abril de 1979 y designó al Estado Mayor General de la Armada, como autoridad de aplicación del citado instrumento. Que incluye como responsabilidad SAR en los espacios fluviales y lacustres de nuestro territorio y un extenso espacio marítimo que se extiende más allá de la Zona Económica Exclusiva, abarcando aguas internacionales y cubriendo una superficie de aproximadamente 14.716.000 Km2.

Cabe agregar, que además de las responsabilidades que nos caben como parte del conglomerado mundial, en nuestro país «pasaron cosas», tales como que la Nación Argentina perdió un submarino clase TR-1700 con 44 tripulantes a bordo, y en ese preciso momento la Armada Argentina NO disponía de ninguno de sus P-3B Orión en estado operativo, así poder salir a buscar a su nave perdida y a sus valerosos hombres. Hubo que esperar que un Orión de la NASA, equipado y abocado a otra tarea específica, acudiera en ayuda.

La problemática material y presupuestaria de nuestras Fuerzas Armadas, es de larga data y compleja. Ningún gobierno de turno tuvo ni tiene el valor de plantear un debate serio, en aras de lograr un trazo estratégico consensuado, con metas concretas a corto, mediano y largo plazo, no obstante, y al menos por respeto a nuestros héroes, la clase política está obligada a dejar el cinismo y falsedad de lado, en procura de continuar con los programas que recuperan el material en nuestro poder, sin especulaciones de ningún tipo.

A la fecha, la Armada opera un solo P3B Orión (6-P-53), el mismo con muchas novedades y con permisos de extensión, para poder seguir operando, a riesgo de ser protagonista de una nueva tragedia en el ámbito militar.

Cuando se consulta respecto a la PMI, las autoridades responden que se sigue negociando con OGMA. En rigor de la verdad, de haber voluntad, primarizando el precepto constitucional de proveer a la defensa común, hace mucho tiempo que se podría haber solucionado cualquier obstáculo de homologación, aprovechando a la capacidad de los profesionales de la ARA junto a los de FAdeA, recurriendo incluso a Lockheed Martin para homologue a FAdeA, si fuere necesario quitar del medio a OGMA. Hoy en día, los procesos de FAdeA superan a los de OGMA, mientras que es agente oficial autorizado LM para C-130 Hércules.

Por último señalar que es increíble que tengamos un P3B Orión al 72 % de su PMI completada y que no podamos siquiera tocarlo, para impedir que acumule corrosión por humedad, en la luria180, donde permanece «congelado» desde hace un año.

Las naciones tienen sus intereses y absolutamente nada está por sobre los mismos, pareciera que en nuestro caso es a la inversa.

3 Comentarios

  1. El problema no es de OGMA. El problema es que FADEA SE AFANÓ LA GUITA QUE MINDEF LE GIRÓ PARA EL PROGRAMA P-3. FADEA gastó 10M de dólares sin terminar el avión cuando el costo inicial era de 5M y tiene una deuda de 4.5M de dólares con OGMA. Por eso se fué y ahora están renegociando la deuda.
    Hay que informarse mejor antes de tirar cosas al aire sin verificar!

  2. Hola. Personalmente imaginaba que estaría próximo a ser entregado a la Aviación naval para así tener al menos 2 unidades operativas . Una pena, si el 53 queda inoperativo solo restan para cuidar los mares 2/3 B200 y 1 B350 prefectura. Y un búho.

  3. Marcelo;
    Mas alla de la falta de política de Defensa y de Presupuesto a esta altura no conviene buscar células mas modernas para reemplazar/ ampliar la dotación?
    Slds

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here